dia mundial de la salud mental

Celebrando el Día Mundial de la Salud Mental

Hoy, como cada 10 de octubre, se celebra el Día Mundial de la Salud Mental. Este año, el tema protagonista es la prevención del suicidio.

Bajo el lema “Aunemos esfuerzos para prevenir el suicidio” muchas ciudades españolas se suman a la campaña con actividades especiales.

Además, el Día Mundial de la Salud Mental hace hincapié este año en que cada 40 segundos se suicida una persona en el mundo. Aun siendo una cifra sobrecogedora, la sociedad no es realmente consciente de la envergadura del problema.

La importancia de la salud mental

Cuando pensamos en salud, muchas veces nos centramos únicamente en el terreno físico. Sin embargo, ya en 1946, la OMS definió la salud como el estado de completo bienestar físico, mental y social, no limitándose solamente a la ausencia de afecciones o enfermedades.

Según la OMS, una de cada cuatro personas padecerá un trastorno mental a lo largo de su vida. Esto engloba a ciudadanos de todas las edades, incluyendo niños y adolescentes. De hecho, el suicidio ya es considerada la segunda causa de muerte entre jóvenes de 15 a 29 años.

El acceso a las nuevas tecnologías, la necesidad de estar siempre conectados al resto del mundo, la inmediatez en todo, la alta competitividad y la necesidad de sentirse aceptados por los demás, han disparado los casos de problemas mentales en jóvenes. A estas edades, tanto los familiares como el centro educativo deben prestar atención a los cambios de hábitos, comportamientos, compañías, etc.

Factores de riesgo más frecuentes

Entre los factores de riesgo más frecuentes en personas con ideas de suicidio están los trastornos mentales previos, el fracaso personal, el sentimiento de indefensión, la baja tolerancia a la frustración, las vivencias personales traumáticas y la desesperanza ante el futuro.

De qué modo se puede actuar

Las campañas preventivas ponen a disposición de las personas mucha información y herramientas para poder actuar ante determinadas situaciones.

Uno de los grandes problemas a los que se enfrentan los enfermos es la incomprensión de la sociedad. En un principio puede resultar complicado reconocer que se está pasando por un mal momento. Sin embargo, poder tener una persona de confianza a quien contarle las preocupaciones sin ser juzgados es vital.

Es importante hacer ver a quien pasa por un bache que el dolor físico, mental o emocional que experimenta en ese momento tiene carácter temporal, no permanente. Por eso, cuando se detecta a una persona con una posible depresión, es fundamental brindarle apoyo, mostrándonos cercanos.

Por otro lado, son los profesionales médicos quienes cuentan con los conocimientos necesarios para abordar estas situaciones y actuar consecuentemente. También existen grupos de apoyo que reúnen a personas que están pasando por situaciones similares.

Salud mental en positivo

Cada persona es diferente, al igual que lo son sus inquietudes y problemas. Es responsabilidad de los adultos que sus hijos crezcan en un entorno de seguridad y confianza.

Proyectar una imagen positiva sobre la salud mental, cooperar y ayudar constituyen el primer paso para sentar las bases de una sociedad mentalmente sana.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *