Prevención del cáncer de piel

Cada 13 de junio se celebra el Día Europeo de la Prevención del Cáncer de Piel. Este día sirve para concienciar a la población de la importancia de adoptar medidas preventivas respecto a la exposición solar.

España es uno de los países europeos con mayor número de horas al sol anuales. Esto implica que nuestra piel está más expuesta a las radiaciones que en otras latitudes. Sin embargo, todavía hay muchas personas que no protegen su piel ante el sol.

Medidas de prevención del cáncer de piel

Una mala prevención puede desencadenar en enfermedades de la piel, llegando a desarrollar cáncer de piel en los casos más graves. Afortunadamente el cáncer de piel es más sencillo de detectar que los de otros tipos, al ser visible a simple vista.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ofrece una serie de sencillas pero importantes medidas de prevención del cáncer de piel.

Por una parte, siempre se deben evitar las horas de mayor incidencia solar, como las del mediodía, entre las 11:00 y las 16:00 hrs.

Además, siempre que sea posible, hay que caminar bajo la sombra en lugar de hacerlo al sol. Se debe evitar el uso de camas y lámparas bronceadoras, si no es bajo supervisión médica.

La ropa es la primera barrera que protege nuestra piel. Usar prendas frescas de manga larga y un sombrero pueden ser de gran utilidad. Hoy en día existe en el mercado una amplia gama de prendas especialmente diseñadas para proteger del sol.

Además, las gafas de sol cerradas con filtros ultravioleta protegerán los ojos y la piel sensible que los rodea.

Por otra parte, toda la piel que quede expuesta al sol, deberá estar cubierta con protector solar de amplio espectro, con un FPS preferiblemente de 50. No debemos olvidar que debe renovarse con frecuencia para que mantenga su eficacia.

Todas estas medidas deben extremarse con los niños y bebés, cuya piel es mucho más sensible que la de los adultos.

Observación como medida de prevención

La ventaja que ofrece la piel frente a otros órganos, es que podemos apreciar fácilmente determinados cambios en ella. Por tal motivo, la auto-exploración es una medida preventiva muy importante.

Es habitual la presencia de lunares en la piel. Algunos son congénitos, mientras que otros van apareciendo a lo largo de la vida. El sol es uno de los factores que puede provocar cambios en los lunares, por lo que se deben explorar con frecuencia.

La aparición de lunares diferentes a los ya presentes o los cambios en los existentes pueden ser un síntoma de problemas en la piel. Existen varios puntos a los que prestar especial atención, conocidos como la regla ABCDE de los lunares. Si se detecta alguno de estos síntomas, debe consultarse con el dermatólogo:

A: asimetría en los lunares.

B: bordes irregulares o mal definidos.

C: color irregular.

D: diámetro superior a los 6 mm.

E: evolución rápida del lunar, respecto a cambio de tamaño, forma, color y volumen.

La presencia de estos síntomas no significa que exista cáncer de piel. No obstante, siempre es mejor consultar al especialista en caso de duda para prevenir problemas futuros.

Factores de riesgo

Hay determinados factores de riesgo a tener en cuenta relacionados con el cáncer de piel.

Por un lado, la edad de aparición más frecuente de este tipo de cáncer está entre los 30 y los 60 años, siendo más frecuente en mujeres que en hombres.

Por otro lado, se dan más casos en personas de raza blanca y fototipo bajo (con piel muy clara o con pecas, cabello rubio o pelirrojo, ojos claros y con tendencia a quemarse o no broncearse). Las personas con muchos lunares tienen mayor riesgo que las que no los presentan.

Además, existe también un componente genético. Aproximadamente un 10% de personas que padecen melanoma tienen antecedentes familiares con el mismo diagnóstico.

Finalmente, la exposición a radiación solar fuerte, de manera reiterada e intermitente favorece la aparición de este tipo de cáncer. También las personas que han sufrido quemaduras solares y ampollas por quemaduras durante su infancia y adolescencia presentan mayor incidencia de casos registrados.

En Novasalud siempre recomendamos tomar precauciones para la prevención del cáncer de piel. En caso de duda o inquietudes, siempre se debe consultar con el profesional médico.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *